Consejos a la hora de comprar un coche de segunda mano


Poder tener un coche nuevo a estrenar es algo que nos gusta a muchos, y sobre todo si es el coche de nuestros sueños, pero la realidad es que no es fácil poder asumir el alto coste que tiene comprar un coche nuevo y más en tiempos complicados como los que vivimos actualmente. Pero no por ello vamos a dejar que se nos escapen esos sueños. Adquirir un coche, aunque no sea recién salido de fábrica, es posible y tiene la ventaja de que disponemos de un gran mercado de segunda mano a precios bastante razonables.

Pero antes de tirarnos de cabeza a por el primer coche que nos enamore, queremos dar una serie de consejos que sería conveniente seguir para poder acertar en nuestra compra.

1. Busca, investiga y comprueba

Antes de ir directamente a por el coche que te haya gustado es muy importante tener claro cual es el tipo de coche que quieres, el presupuesto que estás dispuesto a asumir y cuanto de lejos estás dispuesto a ir a por ese coche que tanto deseas. Es muy importante buscar y comparar diferentes portales de venta de vehículos de segunda mano ya que nos pueden dar una idea del precio que cuesta el vehículo que queremos y usarlo de referencia cuando vayamos a comprar. Además deberemos fijarnos si el vendedor es un particular o un profesional, ya que influirá bastante en las garantías que nos ofrezcan y la fiabilidad de los vehículos.

Por todo el territorio nacional existen multitud de centros, como AMM Cars en Galicia, que nos ofrecen a través de su web un amplio catálogo de vehículos para poder comparar y comprobar bien el estado de cada coche antes de ir a visitarlo.


2. Examina bien el vehículo en busca de desperfectos

Una vez que te hayas decidido por un coche, ve a verlo en persona, y dedícale todo el tiempo que necesites para comprobar el estado del mismo. Examina bien el exterior en busca de cualquier desperfecto que pueda haber, y pregunta al propietario todo lo que veas que puede haber sufrido algún daño, esa información será muy valiosa para luego acordar un precio.

No te olvides de comprobar bien el estado interior del vehículo, tanto el desgaste de elementos como volante, palanca de cambios, asientos, como también el funcionamiento de todos los sistemas interiores como la calefacción, aire acondicionado, radio o equipo multimedia, gps si lo tuviera....

3. Abre el capó y chequea el motor

Quizá no sea el punto fuerte de muchos compradores pero no está demás de echar un ojo bajo el capó. Lo principal que debemos comprobar si no somos expertos son los niveles de los líquidos (aceite, refrigerante, frenos....) Si hubiera cualquier anomalía mejor desconfiar. Es importante echar un vistazo también bajo el motor, para comprobar si el coche tiene alguna fuga o si tiene restos de aceite en alguna zona inferior, esto podría indicar que el estado del vehículo no está perfecto y puede ser un buen punto para rebajar el precio.


4. Date una vuelta y prueba el coche

Con todo esto revisado es importante ver como se comporta el vehículo en circulación. Para comprobarlo no vale con dar una pequeña vuelta a la manzana, es clave poder probar por diferentes carreteras para ver el funcionamiento del motor, caja de cambios, respuesta del freno y volante, etc... En estas condiciones hay que estar pendiente de vibraciones de los distintos elementos, si hay ruidos extraños, o si detectamos algo fuera de lo normal, vamos, es básicamente comprobar si el coche funciona correctamente.

5. Revisa el mantenimiento y el libro de taller

Aunque el dueño te asegure que tiene todos los mantenimientos al día, es importante comprobar el libro de mantenimiento para comprobar que el vehículo ha pasado todas las revisiones periódicas correspondientes y además comprobar si ha sufrido algún paso por el taller extra por algún problema. Con esto podemos ver si ha tenido alguna reparación de importancia. Además puede ser interesante conocer por parte del propietario donde ha pasado las revisiones para poder pedir más información del vehículo.


6. Consulta las cargas y la documentación

Aunque todo lo anterior te haya convencido y tengas la decisión tomada, es clave conocer el historial del coche para conocer si tiene alguna cuenta pendiente por parte del anterior propietario. Nos podremos encontrar con situaciones de embargo o precinto que no impiden realizar la transferencia del vehículo pero nos supondrán un problema para nosotros si nos lo hubieran ocultado.

Además es importante ver toda la documentación del vehículo, como permiso de circulación y la tarjeta de la inspección técnica. Es posible que algunos coches de dudosa procedencia tengan modificado el kilometraje real e intenten engañarnos, por lo que si comprobamos los kilómetros anotados cada vez que pasa la ITV podremos acotar este fraude.

7. Intenta acordar un precio justo con todo lo que has visto

Una vez que tienes toda la información en tu poder, tienes que evaluar el precio real que vale el vehículo. Con la búsqueda inicial que realizaste te has hecho una idea del valor estimado que podría tener en unas condiciones buenas, y a partir de todo lo que has visto en el coche tienes que ajustando ese precio inicial y tener una posición firme para negociar y ajustar el precio para pagar un precio justo. Cuanta más información tengas, más sólida será tu posición.



Publicar un comentario

Copyright © MotorSport Cars - Blog de coches de competición. Designed by OddThemes